¿Qué es la conectividad?

Una de las principales preocupaciones de las ciudades de nuestra época es el transporte. El uso indiscriminado del automóvil y el desarrollo de infraestructura vial a discreción, característico del periodo posterior a la Segunda Guerra Mundial, tuvo importantes repercusiones para las ciudades modernas. El modelo de ciudad dispersa con enclaves de ciudad lejos del centro comunicados sólo por vías rápidas y las facilidades otorgadas para la compra de automóviles, provocaron implicaciones profundas sobre la forma en la que se pensaba y se diseñaba la ciudad de tal manera que, sin ser muy conscientes de ello, empezamos a habitar ciudades pensadas para los autos y lejos quedaron aquellas diseñadas para los individuos.

Este modelo de ciudad sumado a la explosión demográfica y al incremento en la expectativa de vida ocasionó que el exceso de automóviles en circulación desembocara en severos problemas viales que significan una pérdida en la calidad de vida de las personas. Las horas empleadas, o perdidas, en el tiempo de traslado son horas que no fueron empleadas en otras actividades más satisfactorias como el deporte, la cultura, el tiempo con la familia. Aunado a esto, los problemas medioambientales derivados de la emisión de gases contaminantes empezaron a representar costos altísimos para las ciudades y sus habitantes por lo que la reflexión sobre el transporte recobró una particular importancia en la última década del siglo pasado.

Para mitigar los problemas ocasionados por este catastrófico escenario, las ciudades empezaron a mejorar sus redes de transporte público y a utilizar tecnologías menos contaminantes, además de incentivar una campaña de sensibilización sobre los efectos negativos del uso indiscrimando del auto y a implementar nuevos programas e impuestos como lo son el programa Hoy no circula, el Pico y Placa o el sistema de parquímetros.

Para tener redes eficientes de transporte público uno de los principales aspectos a considerar es el de la conectividad. Este término hace referencia a la capacidad de unir o ligar partes de un mismo aparato o sistema. Esto refleja la capacidad para que diversos puntos geográficos se encuentren conectados de manera que se puedan establecer relaciones de movilidad. La conectividad hace referencia a la capacidad de enlace o a la existencia de conexión en el marco del tránsito en la ciudad.

En este sentido, no se debe confundir conectividad con accesibilidad. La accesibilidad hace referencia a la condición de acceso que las personas tienen en determinado lugar, mientras que la conectividad tiene que ver con la conexión. Todas las redes y la infraestructura de transporte público que se desarrolla en la actualidad se hace en base a estudios previos de conectividad. Las ciudades se vuelven más disfrutables cuando cuentan con una amplia red de transporte que nos permite recorrer largas distancias entre un punto de origen y uno de llegada. La conectividad se puede dar entre diversos medios de transporte de manera complementaria como puede ser el metro, el metrobus, las bicicletas, los automóviles, las peseras y sobre todo el peatón.

No te pierdas nuestra entrada el día de mañana, hablaremos sobre la accesibilidad, otro término muy utilizado en nuestros días.

 

 

Sin categoría,
conectividad, movilidad, transporte público,

También te puede interesar

14 de febrero de 2014
¿En duda si comprar un regalo o preparar una noche romántica con tu pareja? Tus problemas se acabaron. Una encuesta realizada por el diario Time, reveló cuál es el regalo preferido de los hombres en este Día de San Valentín. Según la encuesta, 70% de los hombres afirmó...   >Leer más
11 de febrero de 2013
Al andar en bicicleta, la presión del ejercicio se concentra en la parte media e inferior del cuerpo, fundamentalmente abdomen, muslos y piernas. Para sacar el mayor provecho de esta actividad y evitar lesiones, te presentamos las siguientes sugerencias: - Elige la bicicleta...   >Leer más