¡A la calle!

Jan Ghel, arquitecto, urbanista y toda una autoridad en cuanto al tratamiento del espacio público se trata, tiene una simple pero contundente observación: a las personas le gusta ir a… donde hay más personas. De ahí que la calidad de un espacio público no se mida sólo con aspectos técnicos o elementos de diseño como la calidad de su accesibilidad, conectividad o permeabilidad. Si bien es cierto que podemos medir la calidad de un espacio público considerando elementos de diseño que nos demuestren qué tan público o no es en realidad un espacio urbano, uno de los mejores indicadores que podemos utilizar para medirlo es la gente. El carácter público de un espacio no lo determina exclusivamente la propiedad del mismo sino que la condición indispensable para que un espacio sea realmente público es que sea utilizado por las personas. Entre más gente use, ocupe y disfrute un espacio urbano más público se vuelve. No sólo esto, sino que entre más personas estén en el, más seguro y mejor cuidado se encontrará. Esto sucede por dos razones fundamentales. La primera se da porque las personas nos vigilamos unas a otras. Una de las estrategias más efectivas implementadas en Bogota como herramienta para disminuir la criminalidad fue el apelar a la mutua vigilancia de la conducta ciudadana; exhortando a todos a reprobar las malas conductas  y a reconocer las buenas acciones de sus conciudadanos. Y la segunda, es porque entre más personas utilicen un espacio público más fuerte será el sentido de apropiación y entre más propio sientan un espacio, mejor cuidado harán de el. Así que para tener ciudades más seguras y mejor cuidadas, ¡salgamos todos a la calle!

Espacio Público, Hacer ciudad,

También te puede interesar

8 de noviembre de 2013
Este 8 de noviembre celebramos el Día Mundial del Urbanismo. En esta fecha se reconoce y promueve el papel de la planificación en la creación de comunidades sostenibles. El Día Mundial del Urbanismo es una excelente oportunidad para pensar la planificación como una gran...   >Leer más
8 de agosto de 2012
El Palacio Barolo es un minucioso homenaje a 'La Divina Comedia' de Dante Alighieri. Texto: Hernán Ferreirós para El País  El Palacio Barolo, uno de los rascacielos más célebres de Buenos Aires, es un minucioso homenaje a La Divina Comedia. Entre las muchas...   >Leer más